Corrientes

¿Efecto Yiyo?: se produjeron desplazamientos en Tránsito Municipal

Política - 09/09/2019

Después de la escandalosa situación que se vivió con el episodio del secuestro de motocicletas de los seguidores y las combis de los grupos de la movida tropical donde, según se asegura, no solo se les devolvió los vehículos y se levantaron las actas de infracción, sino que –un poco más- casi se les terminó pidiendo disculpas por el accionar municipal ante las hordas sobre ruedas que terminan atormentando siempre los barrios de la ciudad.

 

Ahora se afirma que hubo una serie de represalias, reprimendas y movidas en las propias entrañas del municipio. Puntualmente en el área de la Dirección General de Juzgado de Faltas de Tránsito, donde se dice que hubo unos cuantos desplazamientos.

 


Con el municipio capitalino en manos del PRO, a cargo del resistido Cuqui Calvano y su secretario privado a la cabeza ejecutando órdenes amargas; se rumorean que estos movimientos se están dando ante la ausencia del intendente que estaría en los Estados Unidos, cumpliendo algunas funciones particulares.

 


Algunos observadores del Palacio Municipal buscan un trasfondo político en la cuestión, donde podría tener Eco la interna entre ricardistas y valdesistas: estos últimos habrían ordenado numerosos reacomodamientos en las primeras y segundas líneas, aprovechando que Tassano no está.

 


También recuerdan que uno de los descabezados, el conocido Exequiel Rivarola, de la conocida familia carnavalera y volcada a la política desde las épocas del tatismo (siempre se pararon bien donde calentó el sol municipal); pertenece a una de las colectoras de ECO + Cambiemos (ahora Juntos por el Cambio): el Partido de la Amistad.

 

Por lo cual se habría rotó la ‘amistad’ en la interna entre Ricardo y Valdés, donde Cuqui sigue abriendo la grieta haciendo de las suyas mientras el jefe no está. “Sequi” Rivarola fue desplazado de la dirección general del Juzgado de Faltas.

 


Es que uno de los ‘hermanos Rivarola’ (el otro es Walter, presidente y dueño de la agrupación musical Kamandukahia), se habría cortado solo en cuanto a las multas y sanciones de tránsito, disponiendo incluso algunas directivas unilaterales e inconsultas que provocaron iras en el Juzgado de Faltas, donde era director.

 

Calvano prefirió trasladarlo –es personal de planta- al área de Obras Públicas, donde no molestaría tanto como el escombro.